DACO: Una agencia que no atiende los intereses del pueblo

Mientras los distribuidores y detallistas de gasolina continúan buscando todo tipo de excusas para subir el precio del combustible a nivel de las estaciones de servicio, el llamado Departamento de Asuntos del Consumidor permanece con los brazos cruzados dando por bueno el abuso que impera contra un pueblo que ya no resiste ni un centavo más de aumento a los servicios esenciales. El DACO actúa más como una agencia al servicio de los grandes intereses, ignorando el objetivo de su creación: atender las querellas y servir a los consumidores.

Desde su fundación, han sido escasas las ocasiones en que DACO ha levantado con firmeza la voz para defender al pueblo. Por desgracia, se ha transformado en otro mecanismo donde la política partidista y el poder económico llevan la voz cantante. Por lo menos, en tiempos del ex Secretario Luis Rivera Marín, este hacía el “aguaje” de acudir en defensa del consumidor, pero ahora ni eso ocurre en la flamante agencia que solo se ocupa de expedir boletos a los comerciantes durante el “Viernes Negro”.

Si el Departamento de Asuntos del Consumidor, va a seguir permitiendo que los gasolineros sigan por la libre, entonces no vale la pena que el pueblo sostenga con sus contribuciones a una agencia inoperante. Y a propósito, ¿ cuándo los inspectores de DACO van a inspeccionar las bombas de todas las gasolineras de la isla, muchas de las cuales no se revisan desde la década del 2000?.