Fianzas millonarias contra asesinos de enfermera de Sabana Grande

En la foto, desde la izquierda, Guillermo Cummings Vélez, Yamaris Lugo Rivera y Guillermo "Guillo" Cummings Irizarry. A la derecha, la asesinada enfermera Maritza Rodríguez Morales (Fotos/Facebook).

En la foto, desde la izquierda, Guillermo Cummings Vélez, Yamaris Lugo Rivera y Guillermo “Guillo” Cummings Irizarry. A la derecha, la asesinada enfermera Maritza Rodríguez Morales. Haga “click” sobre la foto para ampliarla (Fotos/Facebook).

MAYAGÜEZ: Fianzas individuales ascendentes de $1 millón 300 mil, impuso la juez María del Pilar Vázquez Muñiz, contra el veterano Guillermo “Guillo” Cummings Irizarry, conocido también como “Zasquach”, de 57 años; su hijo Guillermo Cummings Vélez, de 23; y la esposa de éste, Yamaris Lugo Rivera, de 29, quien en la red social Facebook usa el apodo de “Strawberry Shortcake”.

El veterano, su hijo y su nuera deberán responder por el asesinato de la joven enfermera Maritza Rodríguez Morales, de 24 años, hecho que ha consternado por sus circunstancias a Sabana Grande, donde todos residían y a Puerto Rico completo.

La juez Vázquez Muñiz halló causa para arresto contra los tres por los delitos de asesinato en primer grado, destrucción de evidencia y apropiación ilegal.

alo & john oferta pizzas

El asesinato de Rodríguez Morales ocurrió esta semana en una residencia de la calle Pedro De Acosta B-41, en la urbanización Santa María de Sabana Grande, donde la joven le prestaba servicios como enfermera visitante a Cummings Irizarry, a través de una compañía contratada por la Administración de Veteranos. Allí le dieron muerte a la infortunada joven, lanzando el cadáver a un tributario del Río Guanajibo, desde un puente en la carretera 309, en jurisdicción de Hormigueros.

Fichas de Guillermo Cummings Vélez y Yamaris Lugo (Suministradas/Policía).

Fichas de Guillermo Cummings Vélez y Yamaris Lugo (Suministradas/Policía).

Cometida la fechoría, abandonaron el carro de la joven, un Toyota Yaris, en el estacionamiento de la tienda por departamentos Walmart del centro comercial Mayagüez Mall.

Las denuncias fueron sometidas en el Tribunal de Mayagüez por el agente Edgar Vélez, de la División de Homicidios de Mayagüez, y el fiscal Omar Manfredy Ramos.

Noticia relacionada:

Hasta su teléfono celular llegaron a usar… Maritza confiaba en sus presuntos asesinos

Comments

  1. Con el tiempo esos servicios en los hogares desaparecerán. Por causa de personas como estas,.

  2. Como esta este mundo gente mentalmente deteriodados.lo triste del caso salvo al infante pero le quitaron la vida Que les voten la llaves a estos asesinos OMG

  3. Vida en la cárcel , trabajos forzosos, ah y con poca comida.

Deja un comentario