LifeLink de Puerto Rico no endosa el proyecto sobre donación compulsoria de órganos de la autoría del senador Dalmau

REDACCIÓN: La organización LifeLink de Puerto Rico, que se dedica a recibir donaciones de órganos y tejidos, expresó el domingo en la noche que no endosa el Proyecto del Senado 1186, que busca proponer la “Ley de Solidaridad Anatómica de Puerto Rico”, de la autoría del portavoz del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) en dicho cuerpo, Juan Dalmau Ramírez. El proyecto del senador Dalmau tiene como objetivo que toda persona mayor de 21 años, domiciliada en Puerto Rico, se presuma donante de órganos y tejidos.

“Creemos firmemente en el derecho que tiene cada persona de decidir si quiere ser un donante o no.  Años de educación al público y experiencia en los complicados y regulados procesos de donación nos demuestran que el sentir de los puertorriqueños es el derecho a decidir”, indica LifeLink en declaraciones escritas.

Señala LifeLink, que el sistema de consentimiento presunto no es la razón para un alza en la cantidad de donantes en los territorios donde se ha implementado.

“Igual podemos poner como ejemplo el estado de Texas que es por mucho uno de los territorios de mayor cantidad de donantes y no tienen un sistema como el que propone el proyecto 1186”, apunta.

“Es importante añadir que Puerto Rico está entre los primeros países del mundo en donantes por millón de habitantes. El proceso de donación es uno complejo que va mucho más allá de la cantidad de personas registradas. Tienen que darse unas condiciones particulares para que una persona pueda ser donante de órganos. Del total de personas registradas como donantes sólo un 2 por ciento podría llegar a ser un donante”, recalcó la entidad.

LifeLink extendió un invitación a los que promueven este proyecto a que vengan “a la entidad experta en el proceso para que puedan recibir de primera mano información correcta de cómo se dan los procesos y de cómo pueden ayudarnos en nuestra misión de salvar vidas que por los pasados 25 años se ha dedicado de forma sensible, diligente y compasiva a la recuperación de órganos y tejidos para trasplantes siguiendo las normas y regulaciones de las entidades reguladoras como lo son UNOS, Medicare y FDA”.