La Gente dice: Curiosidades y Algo Más

 

 Cuentan sus amigos y allegados, que el famoso tenor Luciano Pavarotti, era un individuo  muy  supersticioso  a la hora de subir al escenario para cantar sus arias sensacionales. Tras indicar que solo se trataba de un amuleto para la suerte, Pavarotti colocaba un clavo doblado en el bolsillo derecho de su pantalón. Ese ritual lo hacía desde el comienzo y hasta el final de su presentación.

 En una ocasión, el fenecido tenor le comentó a la prensa que la superstición se originó cuando antes de salir a escena en un teatro de Italia, halló un clavo de acero doblado detrás de la cortina. “Durante años seguí encontrando esos clavos, pero ahora pienso que los empleados del teatro o tramoyistas, me los dejaban intencionalmente para que yo los recogiese”, arguyó el legendario cantante.

 La gente dice, que antes de llegar a la cima de la fama como tenor operático, Luciano trabajó como vendedor de seguros pero no tuvo mucho éxito en ese trabajo.

 Una perra con suerte…si el perro de Juan del Pueblo muerde a uno de sus vecinos, lo más seguro es que el can termine detenido en la perrera municipal o que un juez ordene sacrificarlo. Sin embargo, uno de los perros de la princesa Ana de Inglaterra, mordió a 2 niños en un parque de Londres y la princesa solo tuvo que pagar una multa de $800. Luego de esto, la perra “real” Dotty le dio tremenda mordida a una sirvienta del palacio, pero Ana justificó el ataque alegando que la perra estaba con ” estrés y malhumor”. Resultado, la inquieta Dotty, fue llevada a un sicólogo especialista en animales, para bregar con el temperamento agresivo de Dotty, de la raza Bull Terrier.