Estudiante alcanzada por bala perdida sigue conectada a respirador

En espera de que la menor evolucione dentro del estado de gravedad en que se encuentra, familiares de la estudiante Karla Negrón Vélez, indicaron que  la misma está conectada a un respirador artificial. El domingo trascendió la noticia sobre el fallecimiento de la jovencita, lo que fue desmentido por las autoridades del Hospital Pediátrico en Río Piedras.

Karla, fue victima de una de las llamadas “balas pérdidas”  disparadas por irresponsables durante la despedida del año 2011. La alumna de 15 años de edad, departía en el hogar con otros miembros de su familia en el sector Villa Palmeras de Santurce, cuando se desplomó de manera súbita, siendo conducida a la sala de emergencia del Centro Médico en San Juan.

Negrón Vélez, tiene una herida de bala en la parte baja del cráneo y los médicos no han podido extraer el proyectil.  Al momento de redactar esta información, la estudiante lucha por la vida con ayuda de un respirador artificial.

Este es el más grave de los incidentes reportados en el  país como resultado de los disparos al aire. Todo a pesar de la campaña llevada a cabo por el gobierno y entidades cívicas para alertar sobre la peligrosidad de esa práctica ilegal.

El  gobernador Luis Fortuño, lamentó la situación que afecta a la menor  Negrón Vélez y se unió a las oraciones del pueblo puertorriqueño por el  pronto restablecimiento de Karla. También expresó la solidaridad suya y de  la primera familia del país con los padres y familiares de la estudiante herida.