Fuertes temblores le roban el sueño de todos los boricuas

 “Aquello era como si un enorme camión estuviera pasando por frente de las casas”, así lo describieron residentes de Hormigueros y pueblos vecinos que estaban despiertos al momento de ocurrir los fuertes temblores de tierra que estremecieron hoy en la madrugada a toda la isla. El primero de los sismos fue reportado a las 2:06 am, con intensidad de 5.1 en la Escala de Ritchter. El segundo remezón tuvo lugar a las  2:09 am, con intensidad de 5.2 y un hubo un tercer movimiento a eso de las 2:14 am que marcó 3.07 grados.

Los sismos fueron sentidos con mayor fuerza en la parte oeste de Puerto Rico, donde  miles de residentes salieron a las calles, notándose visiblemente nerviosos. Las autoridades adelataron que el primero de los seismos ocurrió a unas 11 millas del sector Puerto Real de Cabo Rojo, siendo el epicentro ubicado en el  Canal de la Mona.

Este periodista estaba despierto, cuando sentimos como si alguien estuviera tratando de forzar el portón de rejas de la residencia. Acto seguido, los canes comenzaron a ladrar en el vecindario y se pudo escuchar como si un camión estuviera pasando por el lugar. “Yo sentí un sonido muy fuerte que duró pocos segundos, mientras las ventanas y objetos se balanceaban dentro y fuera de la casa”, comentó una vecina de la urbanización La Monserrate de Hormigueros.

A opinión de los entrevistados, el segundo temblor fue sentido con tanta fuerza como el primero, lo que provocó que residentes de Hormigueros, salieran a las calles a tocar las puertas de los vecinos que seguían durmiendo como si nada hubiera ocurrido.

Aunque  la Red Sísmica de la isla, adelantó que no existe temor de tsunami, muchas familias tienen preparados maletines de emergencia con alimentos y medicinas, por si hubiera que movilizarse hacia las partes altas.