Sexagenario mata esposa a machetazos y se suicida ahorcándose

CABO ROJO: En medio de otro lamentable incidente de violencia doméstica, el sexagenario Maximino Beauchamp, ultimó de varios machetazos a su esposa Josefa Santiago Pérez de 59 años de edad, tras reñir por aparentes diferencias conyugales. Establece el informe preliminar de la Policía, que el sujeto se armó de un afilado machete con el cual le infirió a la victima tres estocadas en la parte posterior de la cabeza matándola en el acto. La tragedia tuvo lugar el miércoles a las 7:15 pm, en el domicilio de la pareja localizado en la calle Acacia B-8 de la urbanización Estancias de Monte Grande.

Luego de perpetrar el horrendo crimen, Beauchamp caminó hasta una de las habitaciones de la residencia donde se privó de la vida ahorcándose del marco de una ventana. Vecinos alertaron a la Policía en cuanto a lo ocurrido y al llegar al sitio se toparon con la terrible escena de la fémina en medio de un charco de sangre y con el hombre ahorcado.

El agente José Acevedo, de la División de Homicidios del CIC en la región de Mayagüez y la fiscal Rosa Acevedo, asumieron la investigación del asesinato y suicidio. En la escena de los hechos, las autoridades ocuparon el machete que el caborrojeño utilizó para tronchar la vida de la mujer con la que compartió muchos años y a la que una vez juró amar y proteger hasta la muerte.

Deuda contributiva provoca suicidio de abogado en San Juan

Aparentemente agobiado por el peso de  una  deuda  contributiva con el gobierno, un abogado identificado por las autoridades como José R. Reyes, vecino de Vega Baja, se privó de la vida ayer jueves en horas de la tarde, lanzándose al vacío desde  el edificio donde ubican las oficinas centrales del Departamento de Hacienda en San Juan. El letrado quien tenía 47  años, optó por tomar la fatal decisión luego de vérsele salir cabizbajo y lloroso de una de las dependencias donde los ciudadanos acuden a efectuar pagos o reclamaciones.

Ante la vista horrorizada de varias personas que a eso de la 1:30 pm hacían trámites en el lugar, el abogado Reyes murmuró una frase de desesperación, y acto seguido se lanzó desde lo alto, falleciendo en el área de estacionamiento del edificio Intendente Ramírez.

El profesional permaneció en el pavimento hasta el arribo de la Policía y unidades de emergencia. No se precisó cual era el monto de la deuda contributiva que llevó a este letrado a ponerle fin a su vida.  Por otro lado, funcionarios del Departamento de Hacienda, se adelantaron a posibles críticas de la ciudadanía alegando que en esa “agencia los ciudadanos son atendidos con  respeto”.

Es un secreto a voces que en Hacienda existen dos varas para medir a los deudores contributivos. Se alega que a personas de escasos recursos, se les presiona a través de todos los mecanismos legales, mientras políticos influyentes y grandes empresas, reciben trato preferencial, con guante de seda.

Se suicida pederasta que violó y asesinó a la niña Yorelys

En una celda del penal Jackson en Georgia, fue hallado sin vida ayer jueves el convicto Ryann Brunn, asesino confeso de la niña Yorelys Galarza Rivera, ultimada brutalmente en diciembre pasado luego de ser secuestrada de un parque cercano al complejo de viviendas donde residía.  El empleado de mantenimiento que escapó a la pena de muerte  después de admitir el crimen de la menor, terminó por quitarse la vida, a pocos días de recibir sentencia de cadena perpetua por los hechos cometidos.

Familiares de la niña Yorelys, expresaron sentirse más tranquilos porque el individuo optó suicidarse ya que no pudo resistir el peso de la conciencia. Brunn  estaba inconsciente al momento de ser encontrado por uno de los guardias de la cárcel, pero no se precisó el método que utilizó para matarse.

La extinta Yorelys, cuyos familiares residen en Peñuelas, desapareció de su apartamento cuando salió a jugar con otros amiguitos, siendo hallada sin vida dos días más tarde dentro de un contenedor de basura. Luego de la intervención por la Policía de Georgia, el “handyman” Brunn admitió el horrendo asesinato y narró los pormenores de lo ocurrido con pasmosa frialdad.

Brunn, había sido convicto anteriormente por delitos de abuso infantil, pero  logró conseguir empleo en el  edificio donde la victima residía con su mamá y otros familiares. De la investigación surge que el pederasta atacó sexualmente a la infortunada, procedió a acuchillarla sin piedad, la golpeó en el cráneo con un objeto contundente y finalmente la lanzó al depósito de basura.

Se alega que el asesino montó en cólera luego que Yorelys comenzó a gritar pidiendo auxilio y le dijo al secuestrador que iba a llamar a su mamá. La menor  recibió cristiana sepultura en el pueblo natal de sus padres. Con el suicidio de Brunn, se cierra un capítulo triste en la vida de una humilde familia boricua que se marchó hacia Georgia, en la búsqueda de un mejor porvenir para Yorelys y sus hermanos.