Crítico problema animales muertos en vías públicas

MAYAGÜEZ:  Por tratarse de una situación que nada abona al desarrollo del turismo en esta parte del país, además de representar un problema de salubridad para la comunidad del Oeste, vecinos de este litoral llamaron a La Calle Digital, para denunciar el crítico panorama de los animales muertos en  nuestras vías públicas.  Lo anterior se agudiza a lo largo de la carretera estatal número 2, donde anteriormente brigadas del Departamento de Transportación y Obras Públicas, tenían la tarea de remover los animales atropellados por vehículos.

En la actualidad, es triste el cuadro de caballos, perros, gatos y hasta iguanas, que mueren en la vía número 2 y luego se descomponen sin que haya ninguna dependencia del gobierno que atienda la situación. Incluso, hay conductores irresponsables que detectan animales heridos o muertos en la vía de rodaje y los vuelven a arrollar  hasta hacerlos pedazos.

Si bien los animales realengos y abandonados constituyen una seria amenaza a la seguridad de la ciudadanía en general, no es menos cierto que en décadas pasadas el DTOP y la Autoridad de Carreteras, eran más diligentes al momento de atender querellas sobre animales muertos en las  diferentes vías de la isla.

Si a esto se le suma el estado de abandono en que se encuentran muchas de las carreteras de la región oeste, son más que justos los reclamos de alcaldes y legisladores del distrito Mayagüez-Aguadilla, que no dan a abasto para atender las quejas de los ciudadanos. Se sabe de gobiernos municipales que están aportando de sus recursos para atender  el “bacheo”  y desyerbo de carreteras estatales. Labor que le corresponde al DTOP.

La Rabia, enfermedad que ataca a los seres humanos

Aunque usted no lo crea, la Rabia es una enfermedad causada por un virus que ataca a los animales y al humano. Este virus afecta al sistema nervioso central y si la enfermedad no se diagnostica a tiempo, causará el deceso de la  víctima. Muchas personas inquieren sobre las especies que transmiten la Rabia, siendo la más conocida la mangosta o ardilla, además de los perros, los gatos, las vacas y caballos. Distinto a lo que piensa mucha gente, los ratones y otros roedores no transmiten la Rabia en la isla, pero pueden contagiar la leptospirosis.

En el caso del hombre, la Rabia se transmite a éste por mordeduras de animales que tienen el virus en la saliva. También la persona puede resultar infectada por lameduras en lugares donde hay una apertura en la piel, bien sea por una herida abierta o laceración. La Rabia tiene un período de incubación en que la enfermedad tarda en manifestarse en el humano o en el animal.

En el hombre este intérvalo de tiempo varía de 14 días a un año o más, siendo el promedio de veinte a 60 días. Dicho término de tiempo es influído por la localización y la severidad  de la herida por donde el virus entra al cuerpo. Mientras más cerca de de la cabeza sea la mordedura, más rápido se pueden manifestar los síntomas.

Esos síntomas son variados y muy complejos, pero el primero y más importante es el cambio en el comportamiento de un animal. Ejemplo: cuando un animal es normalmente cariñoso y de pronto se torna bravo o agresivo o en su defecto, el animal de bravo y agresivo se torna cariñoso y amigable.  Estos cambios en erl comportamiento pueden ser indicativos de que su animalito tiene Rabia.