Pablo Casellas sentenciado a 109 años de cárcel

image

BAYAMON:  ” Yo no maté a mi esposa Carmen, soy inocente y cumpliré  con la frente en alto”, señaló el convicto Pablo José Casellas Toro, momentos antes de que el Juez José Ramírez Lluch, del Centro Judicial de esta ciudad, lo sentenciara a cumplir 109 años de reclusión por el asesinato de su cónyuge Carmen Paredes Cintrón. Los hechos que conmovieron a la comunidad puertorriqueña ocurrieron el 14 de julio de 2013, en la Urbanización Tierra Alta II de Guaynabo.

La señora Paredes Cintrón fue hallada ultimada a balazos en medio de un alegado incidente de violencia doméstica, pero ese ángulo fue negado en todo momento por el convicto Casellas Toro, quien al momento de la sentencia hoy jueves, volvió a reiterar que nada tuvo que ver con el crimen.

Pablo José juzgado por un panel de jurados que lo halló culpable por votación de 11 a uno, sería encarcelado de inmediato para purgar condena por delitos de asesinato, violaciones a la ley de armas, destrucción de evidencia y mentir durante una investigación

Aunque la defensa de Casellas  había radicado una moción solicitando que el reo no estuviera presente para el acto de lectura de sentencia , el pedido fue declarado “no ha lugar” por el magistrado Ramírez Lluch, de la Sala 207.  Tras la decisión del juez sentenciador, Casellas Toro, procedió a leer un mensaje indicando que el proceso en su contra fue una injusticia.

El convicto dijo que toda la presión pública fue descargada hacia su persona, obviando a otros sospechosos del asesinato de su esposa Carmen.  Lamentó además, lo que describió como injusta cobertura mediática por parte de la Prensa. Durante todo el tiempo que duró este sonado caso, Casellas Toro fue representado por una batería de abogados encabezada por el conocido criminalista Harry N. Padilla Martínez.  La prueba fue sostenida por las fiscales Janet Parra y Phoebe Isales, adscritas a la Fiscalía de Bayamón.

A prisión Pablo Casellas por asesinato de esposa

SAN JUAN: Tras el veredicto de culpabilidad por el crimen de su esposa Carmen Paredes Cintrón, fue encarcelado el miércoles en horas de la noche, el corredor de seguros Pablo Casellas Toro, quien enfrentaba cargos de asesinato, violar la ley de armas, destrucción de evidencia y dar información falsa a las autoridades. El hombre de 49 años de edad estuvo siendo juzgado durante 17 días por un panel de jurados conformado por seis damas e igual número de hombres.

Transcurridas unas diez horas de deliberaciones, los miembros del Jurado solicitaron regresar a la sala del Juez José Ramírez Lluch, anunciando el veredicto de “culpable” por votación de 11 a uno, en los delitos de asesinato, destrucción de evidencia y ley de armas. Al magistrado Ramírez Lluch, le compete resolver el delito sobre ofrecer información falsa.

Mientras Casellas Toro, permanece confinado bajo extremas medidas de seguridad en una de las instituciones carcelarias del país, su representación legal encabezada por el conocido abogado criminalista Harry N. Padilla Martínez, habrá radicar un recurso de reconsideración ante el juez Ramírez Lluch.

La vista para imposición de sentencia está pautada para el próximo 6 de febrero en el Centro Judicial de Bayamón. El  ahora convicto Pablo Casellas Toro, podría ser sentenciado a reclusión perpetua sin derecho a libertad a prueba.

Los hechos por los que fue hallado culpable Casellas Toro, ocurrieron el 14 de julio del 2012 en la Urbanización Tierra Alta II  de Guaynabo. En esa fatídica fecha, fue encontrada asesinada de varios impactos de bala la señora Carmen Paredes Cintrón, cónyuge de Casellas Toro.  A raíz del crimen que conmovió a la comunidad puertorriqueña, el ahora convicto tejió una serie de teorías sobre la muerte de la dama, incluyendo, la presencia en su domicilio de un hombre de la raza negra, a quien supuestamente, le disparó mientras huía de la escena.

Juez suspende Vista Preliminar contra Pablo Casellas Toro

SAN JUAN:  Para los días 4, 5 y 8 octubre de 2012, reseñaló el Juez Superior Francisco Ojeda Diez, la Vista Preliminar de los cargos contra el corredor de seguros Pablo Casellas Toro, sospechoso del asesinato de su esposa Carmen Paredes Cintrón. Aunque los procedimientos comenzaron hoy martes en la mañana, el magistrado accedió a los planteamientos de la Defensa, que había expresado la preocupación de no hallarse preparada para entrar a la vista.

Con la nueva fecha, el juez Ojeda Diez entiende que las partes tendrán tiempo adicional para presentar sus argumentos en salvaguarda de los derechos de la parte perjudicada y del imputado Casellas Toro. Casellas Toro, hijo del Juez Federal Salvador Casellas, enfrenta denuncias por asesinato en primer grado, ofrecer información falsa a las autoridades y destrucción de evidencia. Casellas Toro, se encuentra libre bajo fianza, pero con una serie de restricciones que le impiden salir del hogar sin permiso del Tribunal.