Temen se repitan asaltos a planteles escolares del Oeste

MAYAGÜEZ:  Tras confirmarse la versión sobre el incidente de robo en el que una educadora fue asaltada en su lugar de trabajo ubicado en la escuela Julio Víctor Guzmán de San Germán, residentes del área oeste expresaron hoy la preocupación de que fechorías de esa naturaleza  vayan a repetirse.  Hasta el momento, funcionarios de la oficina regional del Departamento de Educación en Mayagüez, no se han expresado en cuanto a las medidas de seguridad que requiere la situación surgida en el plantel sangermeño.

Trasciende del informe de querella 2014-5-065-003592, redactado en el distrito policíaco de San Germán, que la maestra Sandra Rivera Rivera, fue asaltada por 2 individuos vestidos de negro y enmascarados mientras laboraba el 16 de julio a eso de las 7:00 de la mañana en la oficina del plantel, cuyos estudiantes se hallan de vacaciones en esta época.

Los delincuentes, que momentos antes habían forzado la puerta de un salón para llegar hasta el almacén de la escuela habían conseguido apropiarse de materiales de limpieza y de otra propiedad cuyo valor no fue estimado.

Del escalamiento, los  desconocidos pasaron a cometer el robo, sorprendiendo a la educadora que jamás llegó a pensar que viviría tan mala experiencia.  La señora Rivera Rivera, fue sorprendida por el dúo que la despojó de una cartera donde guardaba $600 en efectivo, producto del sacrificio que conlleva el trabajo honrado.

Mediante amenaza e intimidación los presuntos “ninjas”  privaron a la dama de su dinero, pero antes de  escapar del sitio, procedieron a amordazarla, lanzarla al piso y atarla con una tela blanca a la rejilla del salón donde labora.  No fue hasta minutos después, que la maestra pudo ser socorrida por un trabajador de mantenimiento que llegó al plantel para efectuar trabajos de limpieza y pintura.   Este importante caso le fue asignado al  agente Edgar Vélez, de la División Contra Robos del CIC en el Area Oeste.

Joven desaparecido en El Pepino niega haber sido secuestrado

AGUADILLA:  Agentes de la División de Homicidios del CIC en el Area Noroeste confían desatar durante el día de hoy, la madeja de  incidentes relacionados al presunto secuestro de 2 jóvenes en la jurisdicción de San Sebastián. Aunque el individuo Fabián Pérez Pérez alega que resultó herido de bala el lunes por cuatro individuos que lo raptaron cerca de la carretera 125, mientras compartía con otra persona, ahora el acompañante asegura que el supuesto secuestro nunca ocurrió, por lo menos, mientras él  estaba presente.

Pérez Pérez, quien se encuentra recluido en el Centro Médico de Río Piedras, le dijo a las autoridades que los secuestradores procedieron a dispararle varias veces cuando al llegar al Barrio Espino de Lares, pudo eludir a los delincuentes escapando del  auto donde era transportado. Fabián alegó, que la persona con quien conversaba, fue obligado a abordar otro vehículo.

Tras  aparecer el lunes en horas de la tarde sin haber sufrido ni un rasguño, el joven identificado como Osvaldo Quiñones, le asegura  a los investigadores del CIC  en el área de Aguadilla, que en lo que a él concierne, nunca ha sido víctima de secuestro alguno.  El vecino del litoral noroeste será citado este martes a las oficinas del Cuerpo de Investigación Criminal, para conocer en detalles su versión sobre la verdad de lo ocurrido.

En cuanto al herido Pérez Pérez, éste tendrá  que explicar bajo qué circunstancias resultó baleado en el área de las piernas, ya que la versión de su amigo Quiñones contradice la suya sobre el alegado incidente de secuestro y agresión agravada.