Declaran “incapacitado mental” a sujeto que asesinó a sus abuelos en la Masacre de Cabo Rojo

En el recuadro, foto de la ficha de Justin Acosta McGowan, y la residencia donde ocurrió el trágico suceso (Archivo/LA CALLE Digital).

En el recuadro, foto de la ficha de Justin Acosta McGowan, y la residencia donde ocurrió el trágico suceso (Archivo/LA CALLE Digital).

MAYAGÜEZ: Como un “esquizofrénico paranoide” fue descrito Justin Acosta McGowan, quien asesinó con un machete a sus abuelos y a un primo de éstos, en hechos reportados el 30 de abril del año pasado, en una residencia localizada en el callejón Los Chiquelos del barrio Corozo, cerca de la playa El Combate de Cabo Rojo. A la luz de la situación, el individuo no será juzgado por el horrendo crimen.

El diario digital La Isla Oeste informó que Acosta McGowan, quien estaba de vacaciones con sus abuelos al momento de la llamada Masacre de Cabo Rojo, fue referido por el juez Lind Orlando Merle Feliciano a una vista de Regla 241 para determinar su peligrosidad ante la sociedad.

Tanto el perito de la Defensa (la psiquiatra Cynthia Casanova) como el del Estado (el psiquiatra Raúl López) coinciden que el confinado tiene un grado serio de peligrosidad ante la sociedad y dudan que pueda mejorar su condición en algún momento, por lo que permanecerá ingresado en el Hospital Psiquiátrico del Estado”, indica el medio, que cubrió el proceso en el Centro Judicial de Mayagüez.

alo & john oferta pizzas

Se informó que el Tribunal determinó que el acusado es no culpable por razón de inimputabilidad.

Eso significa que el acusado acepta los hechos alegados, porque sí los cometió, sin embargo su defensa es su estado emocional”, explicó la fiscal Blanca Portela cuando fue entrevistada.

La lectura de sentencia fue señalada para el 27 de marzo.

Desde el día de los hechos se estuvo argumentando sobre la sanidad mental del joven, quien mientras estuvo encerrado en la celda de la Comandancia de Mayagüez, se mantuvo mirando al techo y sin contestar preguntas.

A Acosta McGowan se le imputa el asesinato de sus abuelos Norma Ojeda Martínez, de 68 años, y Jorge Acosta López, de 82; y Pedro Bonilla Acosta, primo de Don Jorge, de 80 años, y que residía con éstos.

Tras cometer los crímenes, Acosta, quien residía en la ciudad de San Diego, en California, presuntamente se dirigía al aeropuerto, ya que en la guagua en la que intentaba huir, encontraron una maleta con sus pertenencias.

$6 millones de fianza al autor de la masacre de Cabo Rojo

Justin Acosta McGowan es escoltado por agentes de la División de Homicidios del CIC de Mayagüez (Captura de pantalla Noticentro).

Justin Acosta McGowan es escoltado por agentes de la División de Homicidios del CIC de Mayagüez (Captura de pantalla Noticentro).

MAYAGÜEZ: Un total de $6 millones de fianza fue impuesto entrada la tarde contra Justin Acosta McGowan, a quien se le imputa el asesinato de sus abuelos y de un primo de éstos, en hechos ocurridos el sábado en Cabo Rojo.

La juez Rosalinda Ruiz Ruperto, del Centro Judicial de la Sultana del Oeste, encontró causa para arresto en la vista de Regla 6 por tres cargos de asesinato en primer grado, infracciones a la Ley de Armas y hurto de vehículo y ordenó su ingreso inmediato en la cárcel.

Casa Mia nuevo 1

Los cargos contra Acosta McGowan se radicaron luego de que este le confesara los hechos al fiscal José Arocho.

Al sujeto de 25 años, residente en la ciudad de San Diego, en California, se le imputa haber asesinado con un machete a los tres ancianos, en una residencia localizada en el callejón Los Chiquelos del barrio Corozo, cerca de la playa El Combate de Cabo Rojo.

Éstos fueron identificados como Norma Ojeda Martínez, de 68 años, y Jorge Acosta López, de 82; y Pedro Bonilla Acosta, primo de Don Jorge, de 80 años, y que residía con éstos.

alo & john almuerzos

Entrevistada durante la tarde, la comandante Janice Rodríguez, directora del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de Mayagüez, dijo que “no le consta” que Acosta McGowan sea paciente mental, y que su familia no ha venido, hasta el momento a Puerto Rico, luego del trágico incidente.

La oficial policiaca indicó que Acosta McGowan presuntamente vino de vacaciones a casa de sus abuelos en Cabo Rojo, y que con motivo del cumpleaños de su abuelo Jorge, decidió quedarse unos días adicionales.

En el caso de Don Pedro Bonilla, éste se encontraba discapacitado, ya que le faltaban ambas piernas.

mojito beach anuncio 2 finished

Como parte de la pesquisa, los investigadores encontraron manchados de sangre los pantalones, la camisa y la ropa interior del imputado en un “hamper” del cuarto en el que dormía. Las prendas de vestir serían analizadas por el Instituto de Ciencias Forenses.

Tras cometer los horrendos crímenes, Acosta McGowan intentó huir en la guagua de su abuelo. Presuntamente se dirigía al aeropuerto, ya que en la guagua encontraron una maleta con sus pertenencias.

La vista preliminar del caso fue señalada para el próximo 16 de mayo.

Dejó de “mirar el techo” y confiesa ser el autor de la masacre de Cabo Rojo

CIC Policia logos wm

MAYAGÜEZ: El fiscal José Arocho, junto a la fiscal Blanca Portela, estarán sometiendo acusaciones el lunes en la tarde por tres cargos de asesinato en primer grado, infracciones a la Ley de Armas, destrucción de evidencia y el hurto de un vehículo contra Justin Acosta McGowan, quien confesó el asesinato de sus abuelos y de un primo de éstos, en hechos ocurridos el sábado en Cabo Rojo.

Luego de horas de silencio y la mirada perdida, Acosta McGowan solicitó hablar con el fiscal Arocho y confesó los hechos.

Casa Mia nuevo 1

Al sujeto de 25 años, residente en la ciudad de San Diego, en California, se le imputa haber asesinado con un machete a los tres ancianos, en una residencia localizada en el callejón Los Chiquelos del barrio Corozo, cerca de la playa El Combate de Cabo Rojo.

Éstos fueron identificados como Norma Ojeda Martínez, de 68 años, y Jorge Acosta López, de 82; y Pedro Bonilla Acosta, primo de Don Jorge, de 80 años, y que residía con éstos.

alo & john almuerzos

Como parte de la pesquisa, los investigadores encontraron manchados de sangre los pantalones, la camisa y la ropa interior del imputado en un “hamper” del cuarto en el que dormía. Las prendas de vestir serían analizadas por el Instituto de Ciencias Forenses.

Tras cometer los horrendos crímenes, Acosta McGowan intentó huir en la guagua de su abuelo. Presuntamente se dirigía al aeropuerto, ya que en la guagua encontraron una maleta con sus pertenencias.

mojito beach anuncio 2 finished

“Mirando el techo” desde el sábado presunto autor de masacre en Cabo Rojo

La residencia donde ocurrió la tragedia (Foto LA CALLE Digital).

La residencia donde ocurrió la tragedia (Foto LA CALLE Digital).

MAYAGÜEZ: Durante esta semana se espera la radicación formal de denuncias por asesinato en primer grado contra Justin Acosta McGowan, de 25 años, a quien se le imputa haber asesinado con un machete a sus abuelos y a un primo de éstos, en hechos reportados el sábado en una residencia localizada en el callejón Los Chiquelos del barrio Corozo, cerca de la playa El Combate de Cabo Rojo.

Ha trascendido que el sujeto, que se alega padece de sus facultades mentales, se ha mantenido mirando al techo y sin contestar preguntas. Al presunto asesino lo tienen encerrado, desde que fue arrestado el sábado, en una de las celdas de la Comandancia de la Policía de la Sultana del Oeste.

Casa Mia nuevo 1

La Policía había adelantado, por otro lado, que antes de someterle los cargos por asesinato, se le estaría denunciando por el hurto de la guagua de su abuelo, que manejaba cuando fue detenido.

Al individuo lo estaría evaluando un psiquiatra, por lo que sería ingresado en una institución para pacientes mentales.

Se alega que Acosta, quien reside en la ciudad de San Diego, en California, presuntamente se dirigía al aeropuerto, ya que en la guagua encontraron una maleta con sus pertenencias.

alo & john almuerzos

A Acosta McGowan se le imputa el asesinato de sus abuelos Norma Ojeda Martínez, de 68 años, y Jorge Acosta López, de 82; y Pedro Bonilla Acosta, primo de Don Jorge, de 80 años, y que residía con éstos.

Como parte de la pesquisa, los investigadores encontraron manchados de sangre los pantalones, la camisa y la ropa interior del imputado en un “hamper” del cuarto en el que dormía. La prendas de vestir serían analizadas por el Instituto de Ciencias Forenses.

mojito beach anuncio 2 finished