Acusan mujer residente en Aguada por extorsión telefónica

MAYAGÜEZ: Cargos criminales por extorsión fueron radicados contra Dializabeth Ramos Méndez, de 36 años, vecina de Aguada, luego de que estuviera involucrada en una llamada que recibió una dama, a la que le dijeron que tenían secuestrado a su hijo y que no le harían daño si no entregaba una fuerte suma de dinero.

Según la Policía, los hechos que se le imputan a la aguadeña ocurrieron el pasado 23 de agosto.

Para esa fecha, una ciudadana, que no fue identificada, recibo una llamada a su celular en la que le advirtieron que su hijo estaba secuestrado y que tenía que pagar la cantidad de $999.99 en efectivo, o de lo contrario le iban a hacer daño.

La dama hizo caso a la llamada y hizo la transacción como le ordenaron y la imputada recibió el dinero.

El agente José E. Cortes Vera, de la División de Delitos contra la Propiedad de Arecibo, sometió las denuncias.

La juez Cyndia E. Irizarry, del Tribunal de Arecibo, halló causa probable para arresto por el delito de extorsión y le impuso una fianza de $50 mil, que fue diferida por la Oficina de Servicios con Antelación a Juicio (OSAJ). La vista preliminar fue señalada para el próximo 25 de octubre.

La Policía exhortó a la ciudadanía a comunicarse con el cuartel más cercano, de recibir alguna llamada de esta naturaleza y no caer en la extorsión.

En el Tribunal de Mayagüez… Causa para arresto por extorsión telefónica contra sujeto que amenazó a una mujer con matar a su hijo

MAYAGÜEZ: Denuncias por extorsión y apropiación ilegal fueron sometidas contra un sujeto identificado como Alberto Carbonell Rosado, al que se le imputa haber llamado por teléfono a una dama y haberle exigido $300, y que de no entregárselos, mataría al hijo de ésta.

Los hechos que se le imputan al vecino de Las Marías, ocurrieron el pasado 22 de junio en San Germán.

Se alega que Carbonell Rosado llamó al teléfono de una mujer, cuyo nombre se reservaron las autoridades, cuando se produjo la extorsión. Intimidada, la dama accedió a depositar el dinero en la cuenta de banco del sujeto.

El caso fue investigado por el agente Miguel Hernández Arvelo, de la División de Delitos contra la Propiedad del Cuerpo de Investigaciones Criminales (CIC) de San Germán; y sometido por instrucciones del fiscal Iván Blondet.

La juez María Del Pilar Vázquez determinó causa para arresto, imponiéndole una fianza de $20 mil, que no prestó, por lo que fue sumariado en en Complejo Correccional Las Cucharas de Ponce.

Vuelve a caer mujer con otro caso del cuento del “secuestro del hijo” contra vecina de Lajas

MAYAGÜEZ: Nuevos cargos por fraude y apropiación ilegal fueron sometidos contra Rosanell Colón Antonetty, quien debe responder por otro caso en el que fue a recoger dinero, producto de una extorsión, de la que fue víctima una dama de Lajas.

Las denuncias fueron sometidas por el agente Luis A. Otero, de la División de Delitos contra la Propiedad de San Germán.

Se alega que Colón Antonetty, de 27 años, vecina del residencial Brisas de Arroyo, participó el pasado 19 de mayo de un esquema en el que la perjudicada, que se encontraba en Lajas, recibió una llamada telefónica en la que le advertían que tenían secuestrado a su hijo y que lo matarían, si no les entregaban la cantidad de $500.

En este caso, Colón Antonetty ordenó depositar el dinero en su cuenta de banco.

Las denuncias fueron sometidas por instrucciones del fiscal César Arocho.

El juez Luis O. Vélez Vélez encontró causa probable para arresto y le impuso una fianza de $30 mil, que la mujer prestó a través de un fiador privado.

Colón Antonetty debe responder por otro caso de extorsión con el mismo cuento del secuestro, por el que estaba libre bajo fianza con un grillete electrónico, ocurrido el pasado 21 de mayo, contra una dama que se encontraba en el solar de venta de automóviles Cars, en la carretera PR-2 en San Germán.

En esa ocasión, en otra llamada se le dijo a la perjudicada de San Germán que tenían secuestrado a su hijo y amenazaron con que lo matarían si no le entregaban la cantidad de $950.

Intimidada, la perjudicada hizo un envío a través de Money Gram, y la acusada recogió el dinero en la tienda Walmart de Guayama, donde fue arrestada.