PathStone Enterprise Center y LISC otorgan $375 mil en donativos a pequeños y medianos negocios

PONCE: En momentos en que los negocios locales son afectados por la crisis del coronavirus, PathStone Enterprise Center, Inc (PECI) en unión a la organización Rural Local Initiatives Support Corporation (Rural LISC), distribuyeron un total de $375 mil en subvenciones entre 62 dueños de pequeños y medianos negocios para ayudarles a mitigar el impacto económico negativo provocado por la emergencia del COVID-19.

Los donativos provienen de una subvención por parte del programa de Wells Fargo Works for Small Business: Diverse Community Capital (DCC) para proveer capital a dueños de negocios en la Isla, informó Javier Zapata Rodríguez, director de PECI.

Los recipientes de los donativos, que son clientes de PECI, obtuvieron un alivio económico entre $5 mil y $15 mil para que logren continuar sus operaciones, retener sus empleados y adaptar sus negocios a las nuevas necesidades provocadas por la crisis de la pandemia.

“El sector económico continúa en una etapa crítica agravada por los tiempos de pandemia. Es por esto por lo que ahora más que nunca en PathStone Enterprise Center reafirmamos nuestro compromiso como aliados de las pequeñas y medianas empresas. Somos testigos de su esfuerzo y gracias a nuestra alianza con LISC logramos respaldarles para que puedan operar de manera continua y evitar el colapso de sus negocios por la crisis de la pandemia”, expresó Zapata.

Los donativos recayeron entre dueños de restaurantes, estudios de fotografía, hogares de envejecientes, gimnasios, negocios de manufactura, ópticas, negocios agrícolas, ebanistería, barbería, panaderías, negocios de servicios educativos, estética, salón de belleza, entre otros, de toda la isla.

“Nuestra misión de ayudar a las comunidades rurales a establecer economías locales estables, resistentes y robustas es ahora más importante que nunca. Gracias a nuestra sólida relación con PathStone y al generoso apoyo de Wells Fargo, podemos proporcionar estos dólares de subvención tan necesarios para ayudar a las pequeñas empresas a girar y prosperar en estos tiempos inestables, ayudando a garantizar que estén a la vanguardia de la recuperación económica de la isla”, expresó Caitlin Cain, vicepresidente de LISC y directora de Rural LISC.

PathStone Enterprise Center (PECI) ayuda a mejorar la autosuficiencia económica y la calidad de vida de individuos y comunidades mediante la formación empresarial, la asistencia técnica y el acceso a financiamiento directo a micro, pequeñas y medianas empresas en el norte de Nueva York y Puerto Rico.

PECI presta servicios en Puerto Rico desde el 2012 y desde entonces ha invertido cerca de $3 millones en préstamos que benefician a pequeñas y medianas empresas.

Lanzado en 1995, Rural LISC es el componente rural de la organización de apoyo al desarrollo comunitario más grande del país, llamada LISC (Local Initiatives Support Corporation). Durante 25 años, Rural LISC ha colaborado con comunidades rurales, ayudando a forjar soluciones innovadoras que conducen a la prosperidad y las oportunidades. Rural LISC apoya a 92 organizaciones comunitarios que prestan servicios a más de 2,200 condados rurales en 45 estados y Puerto Rico. Durante los últimos 25 años, las inversiones de Rural LISC en las zonas rurales han totalizado mil millones de dólares en subvenciones, capital social y fondos de préstamos de bajo costo. Rural LISC ha aprovechado esta inversión que ha dado como resultado cerca de $ 3.6 mil millones de fuentes públicas y privadas, para producir 36,650 casas y apartamentos asequibles, crear 4.4 millones de pies cuadrados de espacio comercial y comunitario, ayudar a 750 empresas, crear 12,500 empleos y apoyar 20 centros de primera infancia. Al generar recursos e invertir en los esfuerzos de base de sus 92 organizaciones comunitarias asociadas, Rural LISC se compromete a hacer de las comunidades rurales buenos lugares para vivir, trabajar, hacer negocios y criar hijos. Obtenga más información en http://www.lisc.org/rural.

Buscan desarrollar dos prototipos de microrredes solares en comunidades remotas y vulnerables

REDACCIÓN: Con el propósito de construir dos prototipos de microrredes solares que fortalezcan y transformen el sistema energético de comunidades remotas y vulnerables, las organizaciones sin fines de lucro PathStone Corp., The Solar Foundation y el Recinto Universitario de Mayagüez de la Universidad de Puerto Rico (RUM), presentarán el martes, 30 de junio, y el jueves, 2 de julio, a las 2:00 de la tarde, una serie de webinars sobre el programa de construcción de dos microrredes comunitarias.

Las microrredes son fuentes de energía distribuidas que incluyen sistemas de energía solar y almacenamiento de energía, además de cargas interconectadas que integran una infraestructura energética, que puede operar en paralelo con la red principal, fuera de la red o en modo isla.

“Con los huracanes Irma y María quedó demostrado que Puerto Rico y en especial las comunidades más distantes, necesitan robustecer el sistema energético para evitar un colapso en el servicio tal y como ocurrió por más de seis meses en 2017. Queremos brindar la oportunidad a comunidades a través de toda la isla a beneficiarse de un sistema energético resiliente, costo efectivo y renovable basado en el modelo de microrredes a través de este encuentro de charlas y presentaciones virtuales”, indicó Javier Zapata Rodríguez, director de PathStone Enterprise Center.

Los líderes comunitarios interesados en participar en el webinar sobre Microrredes Comunitarias del martes, 30 de junio, a las 2:00 p.m. pueden inscribirse en https://attendee.gotowebinar.com/register/4615147688643570190.

Asimismo, para participar del webinar sobre Proyectos Piloto de Microrredes, el jueves, 2 de julio, a las 2:00 p.m., pueden registrarse en https://attendee.gotowebinar.com/register/6411328575476329742.

También pueden visitar el portal www.comunidadsolarpr.org.

Durante el webinar se presentará el proceso que habrá de utilizarse para la evaluación y selección de las comunidades que formarán parte de la construcción de las dos microrredes energéticas.

El programa de microrredes cuenta con el respaldo de la Administración de Desarrollo Económico de los Estados Unidos, busca fomentar la participación comunitaria y desarrollar un modelo de financiamiento sostenible mediante la participación de cooperativas de Puerto Rico e inversionistas de impacto social.

El proyecto será dirigido por las comunidades. Mientras que el diseño y la construcción contará con la colaboración de empresas solares puertorriqueñas, expertos en el Laboratorio de Microrredes de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Mayagüez, el apoyo de organizaciones con presencia en las comunidades de Puerto Rico como OXFAM.

El Programa de Microrredes es uno de los componentes del Acelerador de Empresas Solares de Puerto Rico (AEESPR) gestionado por The Solar Foundation y PathStone Corp. Otras iniciativas incluyen el desarrollo de modelos de financiamiento solar sostenible, protección al consumidor solar y capacitación laboral solar.  La transformación energética de Puerto Rico hacia un 100 por ciento de energía renovable conlleva unos esfuerzos coordinados entre las universidades, institutos de adiestramiento técnico, las empresas solares, organizaciones no gubernamentales, la industria financiera y el gobierno.  El programa AEESPR incorpora todos esos elementos.