FEMA visita las tiendas Kmart de Mayagüez y Ponce del 10 al 15 de febrero

MAYAGÜEZ: Los especialistas en mitigación que realizan educación a la comunidad y extensión comunitaria de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) estarán disponibles en dos tiendas Kmart para responder a sus preguntas y proporcionar información y consejos gratuitos sobre cómo fortalecer y asegurar las viviendas que sufrieron daños provocados por los terremotos y huracanes.

Los especialistas en mitigación estarán disponibles de 7:00 a.m. a 7:00 p.m., desde el lunes, 10 de febrero hasta el sábado, 15 de febrero en las tiendas Kmart de Mayagüez y Ponce:

Mayagüez:

Kmart

2765 Ave. Hostos, Suite 150 (Western Plaza)

Mayagüez, Puerto Rico 00680

Ponce:

Kmart

2643 Ponce Bypass

Ponce, Puerto Rico 00728

Se compartirán métodos comprobados para prevenir o reducir daños a causa de los desastres, además de consejos sobre cómo construir hogares resistentes a peligros. Gran parte de la información y las publicaciones gratuitas disponibles trata sobre proyectos que puede hacer uno mismo o un contratista general.

Los equipos de mitigación también compartirán información sobre los terremotos y otros desastres naturales, repartirán publicaciones y ofrecerán consejos para mitigar daños provocados por desastres a edificios y estructuras.

Toda la información y asistencia estará disponible en inglés y español.

Para más información sobre la recuperación de Puerto Rico tras los terremotos, visite gobierno de Puerto Rico, https://www.fema.gov/es/disaster/4473, www.twitter.com/femaregion2 y en Facebook: www.facebook.com/femapuertorico.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

FEMA aprueba inclusión de Mayagüez, Hormigueros, Las Marías y Sabana Grande en Declaración de Desastre Mayor

MAYAGÜEZ: la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) aceptó la solicitud de La Fortaleza de añadir a los pueblos de Mayagüez, Hormigueros, Las Marías y Sabana Grande, en el Oeste, en la Declaración federal de Desastre Mayor, lo que allana el camino para que las personas que han tenido daños en sus propiedades como resultado de los sismos puedan recibir ayuda dentro del programa de Asistencia Individual.

Aparte de los municipios del Oeste incluidos el jueves, también están Arecibo, Ciales, Juana Díaz, Morovis y Orocovis.

El Programa de Asistencia Individual de FEMA provee ayuda financiera para asistir o dirigir servicios, a quienes hayan incurrido en gastos a raíz de las secuencias sísmicas que comenzaron a finales del 2019, y que no hayan tenido cobertura de seguro o seguro insuficiente.

Dentro de la Asistencia Individual, se incluye el Programa para Individuos y Familias (IHP, por sus siglas en inglés), el Programa de Consejería ante Crisis, Manejo de Casos de Desastre, Asistencia de Desempleo por Desastre, Servicios Legales por Desastre y el Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria por Desastre.

Mediante el Programa IHP se puede proveer reembolso de gastos de alojamiento, asistencia para alquiler, reparación o reemplazo de hogar; así como otras necesidades que pueden incluir asistencia médica, dental o funeraria, para el cuidado de niños, para artículos misceláneos y para otras necesidades.

Por su parte, el director ejecutivo de la Oficina de Recuperación, Reconstrucción y Resiliencia de Puerto Rico (COR3), Ottmar Chávez, explicó que la Asistencia Individual federal comprende una variedad de herramientas de apoyo para todos los residentes de la isla que aún experimentan las secuencias sísmicas y que requieren de apoyo a nivel gubernamental para superar este periodo crítico.

Las personas interesadas en solicitar Asistencia Individual deben cumplir con varios requisitos. Entre estos, ser ciudadano estadounidense, ciudadano no nacional o extranjero calificado y que FEMA pueda verificar su identidad. Además, las necesidades del solicitante a raíz del desastre deben estar sin asegurar o con seguro insuficiente.

Asimismo, los daños y necesidades del solicitante por motivo del desastre deben ser como resultado directo de la Declaración de Desastre Mayor que firmó el presidente de los Estados Unidos, Donald J. Trump, el pasado 16 de enero.

Por último, un propietario debe demostrar titularidad y ocupación; y un inquilino debe demostrar ocupación.

Los municipios que ya se benefician del Programa de Asistencia Individual son Adjuntas, Cabo Rojo, Corozal, Guánica, Guayanilla, Jayuya, Lajas, Lares, Maricao, San Germán, San Sebastián, Villalba, Peñuelas, Ponce, Utuado y Yauco.

Por otro lado, actualmente está vigente la exención temporera del pago del Impuesto de Ventas y Uso (IVU) en los alimentos preparados en los pueblos que están incluidos en la Declaración de Desastre Mayor. La exención está vigente hasta el 29 de febrero.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Gobernadora pide incluir a Mayagüez, Hormigueros, Sabana Grande y Las Marías junto a otros municipios en Zona de Desastre Mayor

MAYAGÜEZ: La gobernadora Wanda Vázquez Garced informó que la Oficina para la Recuperación, Reconstrucción y Resiliencia (COR3, por sus siglas en inglés) ha solicitado ayudas adicionales al gobierno federal tras completar las evaluaciones de daños preliminares (PDA, por sus siglas en inglés) de varios municipios, que incluyen a Mayagüez, Hormigueros, Las Marías, y Sabana Grande, en el Oeste; según requiere la Declaración de Desastre Mayor que firmó el presidente de los Estados Unidos, Donald J. Trump, el pasado 16 de enero.

Aparte de los pueblos mencionados, la petición dirigida al administrador de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés), Pete Gaynor, incluye también otorgar Asistencia Individual a los municipios de Arecibo, Ciales, Juana Díaz, Morovis y Orocovis.

El Programa de Asistencia Individual de FEMA provee ayuda financiera para asistir o dirigir servicios a quienes hayan incurrido en gastos a raíz de las secuencias sísmicas que comenzaron a finales del 2019 y que no hayan tenido cobertura de seguro. Dicha asistencia puede incluir asistencia de vivienda y de otras necesidades.

“Según la información que recibamos de los municipios, los daños que han sufrido y sus necesidades, continuamos agregando al listado de la Declaración de Desastre Mayor para poder atenderlos y que la gente reciba la ayuda que necesita”, sostuvo la primera ejecutiva en un comunicado de prensa.

La Declaración de Desastre Mayor para Puerto Rico ya provee Asistencia Individual para Adjuntas, Cabo Rojo, Corozal, Guánica, Guayanilla, Jayuya, Lajas, Lares, Maricao, Peñuelas, Ponce, San Germán, San Sebastián, Utuado, Villalba y Yauco.

Por otra parte, el director ejecutivo de COR3, Ottmar Chávez, solicitó a la entidad federal la extensión de Asistencia Pública en las categorías C a la G para los pueblos de Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, San Germán y Yauco; además de la ampliación de Declaración de Desastre Mayor y subvención de Asistencia Pública en las categorías de la A a la G para los municipios de Adjuntas, Jayuya, Juana Díaz, Lajas, Las Marías, Mayagüez, Sabana Grande y Utuado.

El programa de Asistencia Pública reembolsa a los gobiernos locales, a las agencias del gobierno estatal y a ciertas organizaciones privadas sin fines de lucro por el recogido de escombros generados por el desastre, los costos de preparación y respuesta del desastre, así como las reparaciones o el remplazo de infraestructura elegible, como carreteras, puentes, edificios y servicios públicos.

Chávez indicó que, durante el desarrollo de las PDA, se han identificado daños mayores a la infraestructura y a las propiedades, lo cual requerirá de medidas de protección de emergencia, pero también medidas permanentes.

“Cursamos esta misiva al administrador Gaynor, ya que pudimos constatar que las necesidades identificadas van más allá de las capacidades del Estado y a nivel local sin asistencia federal suplementaria, debido al impacto y los daños que causó el huracán María, así como la magnitud de los daños que han causado los terremotos recientes”, explicó el funcionario.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

COR3 realiza orientación sobre Programa de Asistencia Pública a pueblos incluidos en Declaración de Desastre Mayor

REDACCIÓN: El director ejecutivo de la Oficina Central de Recuperación, Reconstrucción y Resiliencia (COR3), Ottmar Chávez, comunicó que el mañana viernes, 31 de enero, se estará ofreciendo la orientación a municipios, agencias gubernamentales y organizaciones sin fines de lucro para participar del Programa de Asistencia Pública de la zona incluida en la declaración de desastre mayor aprobada por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, a través de la Agencia federal de Manejo de Emergencias (FEMA por sus siglas en inglés).

Los participantes son los pueblos de Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, San Germán y Yauco. Igualmente, este programa beneficia a las agencias públicas y organizaciones sin fines de lucro que durante la emergencia provocada por los terremotos sufrieron daños en esos municipios.

“Esta orientación sirve para guiar a los subreceptores por todas las etapas que se deben cumplir para que puedan recibir los fondos federales destinados para la recuperación del trabajo elegible relacionado con el desastre de los terremotos. Igualmente, habrá asistencia de cómo llenar las solicitudes. En COR3 nos mantenemos en coordinación y comunicación con FEMA para brindar toda la asistencia necesaria para que las comunidades afectadas del Sur puedan realizar con agilidad el trabajo de recuperación”, manifestó Chávez.

El taller se realizará la oficina regional de FEMA en Ponce (Branch IV) a partir de las 10:00 de la mañana. En la primera parte de la orientación habrá una presentación y en la tarde se brindará asistencia para atender cualquier duda adicional de los procesos a seguir.

“En COR3, igualmente, estamos disponibles para atender de manera particular a cualquier subreceptor que requiera ayuda con el fin de cumplir con los procesos establecidos por FEMA para que así puedan desarrollar los proyectos elegibles y recibir con eficiencia los reembolsos”, concluyó Chávez.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

FEMA anuncia fecha límite para solicitar asistencia individual en pueblos incluidos en declaración de desastre

REDACCIÓN: El 16 de marzo de 2020 es la fecha límite para solicitar la asistencia individual de FEMA en los pueblos designados como elegibles para ese programa, como parte de la declaración presidencial de desastre del 16 de enero.

Como se ha informado en LA CALLE Digital, FEMA extendió el miércoles la elegibilidad para la asistencia individual a Adjuntas, Cabo Rojo, Corozal, Jayuya, Lajas, Lares, Maricao, San Germán, San Sebastián y Villalba. Estos municipios se unieron a Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, Utuado y Yauco, que fueron los pueblos originales.

Si sufrió daños durante los terremotos recientes y es residente de uno de los 16 municipios, puede solicitar la ayuda ahora. La asistencia de desastres para propietarios de viviendas e inquilinos puede incluir subsidios para ayudar a pagar la vivienda temporal y las reparaciones esenciales de la casa, así como las necesidades relacionadas con el desastre, tales como gastos médicos y dentales.

Tenga en cuenta que debe inscribirse con FEMA para ser considerado para recibir asistencia de FEMA.

Las subvenciones de FEMA pueden complementar lo que está disponible del Gobierno de Puerto Rico y por lo tanto requieren una solicitud por separado.

Por teléfono al 800-621-FEMA (3362) o (TTY) 800-462-7585. Hay operadores multilingües disponibles. Presione 2 para español y presione 3 para otros idiomas. El registro telefónico está disponible desde las 8 a.m. hasta la medianoche, los siete días de la semana.

Hay varias maneras de inscribirse:

  • En línea en DisasterAssistance.gov o disasterassistance.gov/es para español.
  • Utilice la aplicación móvil de FEMA o en español para español.
  • En persona con un miembro del equipo de Asistencia para Sobrevivientes de Desastres de FEMA. Los equipos van de puerta en puerta cerca de su casa y también visitan los refugios.
  • American Sign Language interpretes están disponibles en persona o via Video Remote Interpreter app.
  • Para más información en la recuperación por desastre de Puerto Rico, visite gobierno de Puerto Rico, www.fema.gov/disaster/4473, www. Twitter.com/femaregion2 y Facebook: www.facebook.com/femapuertorico.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

FEMA incluye más pueblos del Oeste en declaración de desastre

REDACCIÓN: La Agencia Federal para el Manejo de Emergencia (FEMA, por sus siglas en inglés) acogió la solicitud del gobierno local de extender el programa de Asistencia Individual, incluido en la Declaración federal de Desastre Mayor a los pueblos de Adjuntas, Cabo Rojo, Corozal, Jayuya, Lajas, Lares, Maricao, San Germán, San Sebastián y Villalba.

La gobernadora Wanda Vázquez Garced, a través del director de la Oficina Central de Recuperación Reconstrucción y Resiliencia (COR3, por sus siglas en inglés), Ottmar Chávez, dirigió la solicitud al administrador de FEMA, Pete Gaynor, ayer martes, 21 de enero.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en la Declaración de Desastre Mayor para Puerto Rico firmada el 16 de enero de 2020, aprobó la Asistencia Individual y Pública a Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce y Yauco. Mientras, Utuado fue incluido para recibir asistencia individual.

En ese momento, San Germán había sido incluido solo para recibir asistencia pública. Ahora con la inclusión en la Declaración de Desastre Mayor, la Ciudad de las Lomas puede recibir asistencia individual.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Ojo con los buscones… FEMA alerta sobre posibles actos de fraude

REDACCIÓN: Los oficiales de recuperación, tanto locales como federales, urgieron a los damnificados por los terremotos a estar vigilantes y denunciar cualquier a actividad sospechosa o que pueda resultar en un posible fraude.

Los desastres comúnmente unen a las comunidades, pero también atraen a tramposos, ladrones de identidades, y otros delincuentes que conviertan en sus blancos a los afectados por los desastres naturales.

Los tipos más comunes de fraude después de un desastre incluyen inspectores de vivienda falsos, contratistas de construcción fraudulentos, peticiones falsas de donaciones para desastres, ofertas falsas de ayuda municipal o federal y cobrar por servicios gratuitos.

Los intentos de estafa pueden realizarse por teléfono, por correo o correo electrónico, a través de Internet o en persona. Es importante mantenerse alerta, hacer preguntas y pedir siempre una identificación cuando alguien dice representar a FEMA o a otra agencia del gobierno. Los estafadores son creativos e ingeniosos. Si una oferta suena demasiado buena para ser verdad, debe ser cuestionada, denuncie cualquier actividad sospechosa o posible fraude.

A continuación, algunos consejos para protegerse contra el fraude:

Pida ver las tarjetas de identificación. Todos los representantes de FEMA llevan una tarjeta de identificación con foto. Una camisa o chaqueta de FEMA no es prueba de identidad.

Mantenga su número de solicitud con FEMA, seguro. Este número es la clave de su información de solicitud. No lo comparta con otras personas. Los inspectores de vivienda de FEMA le pedirán una identificación para verificar su identidad, pero ya tendrán su número de registro.

Proteja su información personal. Los representantes de FEMA le pedirán los números de seguro social y de cuenta bancaria cuando se inscriba y pueden pedírselos después de inscribirse. Tenga cuidado al compartir esta información a otras personas que la soliciten.

Los estafadores pueden hacerse pasar por funcionarios del gobierno, trabajadores humanitarios o empleados de compañías de seguros.

Los empleados federales nunca cobran una cuota o aceptan dinero. El personal de FEMA nunca cobra por la asistencia en caso de desastre, las inspecciones o la ayuda para completar las solicitudes. Los inspectores de vivienda de FEMA verifican los daños, no hacen reparaciones, no recomiendan a ningún contratista ni determinan si una casa es segura para volver a entrar.

Puede tomar las siguientes medidas para protegerse contra el fraude:

  • Antes de que comience cualquier trabajo, obtenga un contrato escrito que detalle todo el trabajo a realizar, los costos, una fecha proyectada de finalización y cómo negociar cambios y resolver disputas.
  • Utilice un contratista con licencia y fianza.
  • Tome una foto de su contratista, su vehículo y su placa.
  • Tome una foto de la tarjeta de presentación y la licencia de conducir del contratista.
  • No ofrezca información financiera personal por teléfono. Sepa con quién está tratando y siempre pida identificación.
  • Tenga cuidado con los intermediarios que le prometen que recibirán subsidios por desastre o dinero, especialmente si le piden un pago por adelantado.

Si sospecha que alguien está realizando actividades fraudulentas, llame a la Línea Directa de Fraude por Desastres de FEMA al 866-720-5721, disponible las 24 horas del día. También puede presentar una querella a las agencias locales del orden público.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Damnificados por los terremotos ahora pueden inscribirse para recibir asistencia de FEMA

REDACCIÓN: Con la aprobación del presidente Donald J. Trump de la declaración de desastre mayor el 16 de enero de 2020, los propietarios e inquilinos de viviendas en los seis municipios designados ahora podrán solicitar Asistencia Individual de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) por pérdidas como resultado de los terremotos que iniciaron y han continuado ocurriendo a partir del 28 de diciembre de 2019.

Los propietarios e inquilinos cuyas viviendas sufrieron daños en los municipios designados de Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, Utuado y Yauco ahora pueden solicitar asistencia financiera federal por desastre que les ayude a pagar:

  • Una vivienda provisional, incluyendo la asistencia de alquiler y los gastos de alojamiento, en caso de que esté inhabitable la vivienda.
  • El remplazo de la propiedad personal no asegurada.
  • Los gastos médicos, dentales, transporte fúnebre, cuido de niños, mudanzas, servicios de almacén y otras necesidades críticas relacionadas con los terremotos que no quedan cubiertas por las pólizas de seguros ni por otros programas federales, del gobierno o benéficos.

Para los propietarios cualificados en los seis municipios designados y para quienes las reparaciones a sus viviendas y los daños sufridos relacionados con los terremotos no tienen cobertura por un seguro, esta asistencia es para lograr que sus hogares con daños vuelvan a ser seguros, sanitarios y funcionales.

Si los sobrevivientes de los terremotos cuentan con una póliza de seguros y aún no han presentado una reclamación a su compañía aseguradora, ya pueden hacerlo. Por ley, FEMA no puede ayudarles con los gastos por estar ya cubiertos por la póliza de seguros o por programas de ayuda benéfica.

Además de la cobertura de seguros, la asistencia federal y del gobierno central, hay varios programas de ayuda benéfica que pueden apoyar a los sobrevivientes de los terremotos a rehacer sus vidas.

Cómo solicitar de inmediato asistencia financiera de FEMA:

  • En línea en www.disasterassistance.gov/es.
  • Por teléfono llamando al 1-800-621-3362 o al (TTY) 1-800-462-7585. Para comunicarse con operadores que hablan español, presione 2. Las inscripciones por teléfono están disponibles de 7 a.m. a 10 p.m. los siete días de la semana.
  • Hable con algún miembro del equipo de Asistencia a Sobrevivientes del Desastre (DSA, por sus siglas en inglés) cerca de su hogar. Los equipos de DSA irán puerta por puerta y también estarán visitando los refugios y campamentos base.
  • La asistencia de FEMA se proporciona adicionalmente a lo que ya está disponible del gobierno central, por lo que se requiere una inscripción aparte.

Los fondos federales también están disponibles para el gobierno central y los gobiernos locales elegibles y para ciertas organizaciones privadas sin fines de lucro conforme a las aportaciones de costos disponibles para las obras de emergencia en los municipios de Guánica, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, San Germán y Yauco.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Representante PNP de Mayagüez le pide más toldos a FEMA

MAYAGÜEZ: La representante Maricarmen Mas Rodríguez (PNP-Distrito 19), le solicitó al administrador de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés), Peter T. Gaynor, “que despache a Puerto Rico miles de toldos azules de fibra reforzada para remplazar los alrededor de 30 mil que todavía están colocados en techos de hogares a través de la Isla, a casi dos años del azote del huracán María”.

“Casi 20 meses después de los huracanes (Irma y María), más de 30 mil residencias en Puerto Rico continúan cubiertas por los toldos azules de Fema. Podemos discutir la razón detrás de esto, pero el hecho sigue siendo que se necesita urgentemente remplazar estos toldos porque la mayoría, por no decir todos, se están deteriorando rápidamente”, dijo la legisladora en una carta de dos páginas enviada esta semana a Gaynor.

En la misiva, la también presidenta de la Comisión para el Desarrollo Integrado de la Región Oeste, dijo que en la página oficial de FEMA en la Internet (www.fema.gov), se establece que los toldos azules tienen una vida útil de unos 30 días a partir de su instalación.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Destacó que en la página de FEMA, la agencia federal deja claro el carácter temporero de los toldos. ‘Recomendamos a los propietarios de hogares hacer arreglos para reparaciones de techo permanentes dentro de un período de 30 días’.

“El material de los toldos está diseñado para aguantar cambios climáticos hasta unas cinco semanas, luego de ese período, la capa protectora de los toldos pierde su capacidad de bloquear los peligrosos rayos ultravioletas. También pierde su protección contra incendios y las barreras para evitar vapores internos, haciendo de los mismos, no solamente inusables, pero altamente peligrosos”, añadió.

Por estas razones, la representante por Mayagüez y San Germán le pidió al Administrador de FEMA, aparte de los nuevos toldos azules, una dispensa especial para instalar los mismos con fondos federales.

Cuerpo de Ingenieros ofrece su versión del caso del embalse Guajataca (Fotos)

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Por: Catalina Carrasco, Cuerpo de Ingenieros del Ejército de EE. UU., Distrito de Jacksonville

En septiembre del 2017, el huracán María azotó a todo Puerto Rico causando destrucción y daños significativos a través de la Isla. Tras su paso devastador, la Agencia Federal de Manejo de Emergencias (FEMA por sus siglas en inglés) activó de inmediato al Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los Estados Unidos (USACE por sus siglas en inglés) para iniciar sus funciones establecidas por ley como coordinador de FEMA para el sector de Obras Públicas e Ingeniería.

En respuesta a la declaración de emergencia nacional y a las directrices de FEMA, la oficina de las Antillas del USACE, localizada en San Juan, activó sus empleados a dos días de la emergencia. A este equipo se le unieron sobre 40 voluntarios de USACE, de diferentes partes de los Estados Unidos, quiénes comenzaron a reportarse a la Isla apenas cuatro días después del paso del huracán para, junto al equipo local, trabajar en diferentes misiones incluyendo la de inspeccionar 17 represas identificadas por el gobierno local como de alto riesgo y/o cuya integridad estructural pudo ser afectada tras el paso del huracán María.

Entre las represas identificadas como de alto riesgo, se encontraba la estructura de almacenamiento de agua más importante del área noroeste de Puerto Rico, el embalse Guajataca. Sin embargo, el embalse propiedad de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico (AEE) y que almacena el agua distribuida en gran parte del noroeste de la isla, no tuvo su turno de inspección por USACE antes de que el 23 de septiembre del 2017 comenzara a dar indicios de un fallo potencial del aliviadero causado por la precipitación sin precedente registrada en la cuenca del lago Guajataca. La erosión causada por el desbordamiento continuo del aliviadero y la fuerza del agua destruyó parcialmente la estructura de concreto, la tubería principal que suministraba agua desde el embalse hasta la planta de tratamiento de agua potable y causó daños significativos a las compuertas de la represa.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Ante la preocupación de un fallo del aliviadero, el grupo de voluntarios de USACE inspeccionó las condiciones de inmediato y se unió al equipo de agencias locales y federales que evaluaron la situación y establecieron soluciones para proceder a las reparaciones necesarias que evitarían un colapso; la directriz de FEMA no tardó en llegar a USACE.

Inmediatamente USACE procedió a solicitar apoyo de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos, quiénes utilizando helicópteros, procedieron a instalar barreras de concreto y sacos de arena (“supersacks”) al pie del aliviadero para estabilizarlo y controlar el riesgo inmediato. Además, FEMA pidió al USACE que instalara y operara bombas para mantener los niveles de agua en el embalse seguros para la población aguas abajo de la estructura, mientras se continuaba suministrando agua a la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados de Puerto Rico (AAA) para distribución a los siete municipios que se suplen del lago.

“Más de diez agencias locales y federales, así como personal militar, apoyaron la misión de emergencia para estabilizar el aliviadero, el éxito de la operación se debió a su rápida respuesta y su voluntad de colaborar para lograr el objetivo en común”, dijo la Ingeniera de Área de USACE para las Antillas, Ing. Maricarmen Crespo. “La rápida acción de USACE al solicitar apoyo de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos y la respuesta inmediata de ellos para entregar material a la represa evitó una posible catástrofe”.

Las medidas establecidas de inmediato como respuesta a la emergencia redujeron el riesgo de falla inminente del aliviadero, sin embargo las condiciones en el momento presentaban un riesgo de fallo durante un desastre natural en el futuro. En su capacidad de asesor técnico para FEMA, USACE recomendó la implementación de medidas temporales adicionales que fueron aceptadas; la ejecución de seis medidas destinadas a reducir el riesgo y proteger a las comunidades aguas abajo de la represa Guajataca fue autorizada, en espera de las reparaciones permanentes. La implementación de dichas medidas se logró a través de cuatro contratos adjudicados a un contratista local y a otros pequeños negocios, con un costo de más de $20 millones.

Para diciembre del 2018, se completaron cuatro de las medidas temporales. En ese momento, la AEE y la AAA retomaron el control total de las operaciones de suministro de agua. Se espera que las medidas temporales restantes se completen en el 2019.

Cada aspecto de los trabajos en Guajataca, incluyendo coordinación y toma de decisiones, ha sido un esfuerzo de equipo entre FEMA, AEE, AAA, USACE y la Agencia de Manejo de Emergencias de Puerto Rico. “Estamos trabajando mano a mano con AEE y AAA, comunicándonos a diario, asegurando que todo el trabajo se complete de manera segura y puntual”, dijo el Ingeniero Residente de la Oficina de USACE en las Antillas, ingeniero Wilmer Varela. “Reconocemos la importancia que tiene este proyecto y la mejor manera de lograrlo es trabajando como un solo equipo”.

Para controlar el riesgo de una falla total del aliviadero y de la represa durante los trabajos de reparación, USACE recomendó a la AEE mantener el nivel de agua del embalse en 192.5 metros durante la temporada de lluvia y 194.25 metros durante la temporada seca. Sin embargo, en el 2019 los niveles del embalse nunca superaron los 193 metros debido a las condiciones climáticas locales y la baja precipitación que históricamente se registra entre los meses de octubre a marzo en la cuenca del Guajataca.

USACE, como asesor técnico y agente de construcción de FEMA, continúa proveyendo soluciones técnicas y apoyando el equipo interagencial con el objetivo de proteger la vida de la población río abajo y mantener la integridad de la represa. La AEE y la AAA siguen a cargo de la toma de decisiones operacionales y de mantener informado al público sobre los cambios en niveles de agua del embalse y/o apertura de compuertas para descargas en caso de aviso de inundaciones. La AEE, es la agencia propietaria y operadora de la represa responsable de proveer agua cruda a las plantas de la AAA, quien a su vez es responsable del tratamiento, distribución y suministro de agua potable a sus clientes. El USACE ejecuta sus funciones bajo la dirección de ambas agencias siguiendo sus procedimientos y requisitos operacionales.

La falla de la represa de Guajataca sería catastrófica para la seguridad y el bienestar de la población local y para la economía del área noroeste de la isla y de Puerto Rico en general. Por esta razón, la AEE ha notificado a USACE que su prioridad es evaluar la integridad de la represa para determinar las condiciones actuales y el ámbito de trabajo requerido para proceder con las reparaciones permanentes una vez que las medidas temporales se hayan implementado en su totalidad. La AEE solicitó la asistencia técnica de USACE para realizar un análisis de riesgo de la represa y todos los estudios necesarios para desarrollar el diseño y la construcción de una solución permanente.

Se estima que el costo total de los trabajos de reparación será de cientos de millones de dólares. En este momento, FEMA está en proceso de establecer un mecanismo para financiar parcialmente la primera fase que incluye completar el análisis de riesgo y otros estudios.

El trabajo en la represa de Guajataca es uno de varios proyectos de control de inundaciones que USACE está construyendo en la isla. USACE tiene vasta experiencia en el diseño y construcción de proyectos de control de inundaciones en Puerto Rico, incluyendo las represas Portugués y Cerrillos, que han probado reducir el impacto de las inundaciones antes provocadas por los ríos Portugués y Bucaná en Ponce.

“El Cuerpo de Ingenieros tiene profesionales expertos en la materia, muy capacitados, y comprometidos”, dijo la ingeniera Brenda E. Calvente, gerente de Proyectos del Distrito de Jacksonville. “Nos sentimos orgullosos y honrados de ser parte de este esfuerzo y de continuar proveyendo soluciones duraderas que beneficien a Puerto Rico”.

La autora es especialista de Asuntos Públicos del Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los Estados Unidos, Distrito de Jacksonville.